Aprende a tonificar y afirmar el busto.

A la gran mayoría de las mujeres les gustaría tener unos pechos hermosos y perfectos, y poder conservarlos así durante toda la vida, pero lamentablemente en gran parte de los casos no sucede.

A través de la vida los senos van perdiendo elasticidad y flexibilidad, perdiendo tonicidad empezando a caerse debido a la flacidez de las mamas que es en proceso natural de la mujer.

Este proceso físico comienza en forma normal  alrededor de los 40 años de edad, existen varios factores por las que una mujer puede desarrollar a temprana edad unos senos caídos, esto puede suceder alrededor de los 20 años de edad.

Causas más frecuentes de por qué los senos se caen:

-Sujetadores de mal tamaño, mal ajustados o muy sueltos, se debe usar un sostén de calidad y de la talla.

-Asegurarse que la ropa interior sea de algodón para que la transpiración absorba mejor.

-Mal cuidado.

-Dejación.

-Deficiencia nutricional.

-Edad.

-El parto.

-La lactancia.

-Exceso de bronceado.

-Fumar.

-Enfermedades como: Menopausia, tuberculosis, cáncer y la atracción gravitacional de la tierra.

Remedios naturales:

-Aceite de oliva, menta verde, coco, zanahoria, hierba de limón, ciprés o semillas: Masajear los pechos 2 a 3 veces por semana.

-Hielo: Realizar masajes en el pecho con cubitos pequeños de hielo envueltos en tela o toalla. Aplicar con movimientos lentos y circulares hasta que el hielo se derrita. Masajear de 5 a 10 minutos diarios.

-Ejercicios reafirmantes son muy buenos.

-Mascarilla casera para el tejido mamario: mejora el crecimiento y firmeza.

Ingredientes:

1 cucharada de mantequilla.

1 yema de huevo.

1 pepino fresco.

2 cucharadas de crema natural.

Preparación:

-Licuar el pepino, agregar la mantequilla, la crema y la yema.

-Refrigerar la mezcla toda la noche.

-Aplicar en los senos por las mañanas.

-Dejar que actúe por media hora.

-Luego enjuagar con agua fría.

-Esto tonifica y reafirma la piel de tus músculos y pechos, haciendo que se levanten en forma totalmente natural sin recurrir a cirugías ni químicos.

Recomendaciones:

-Se debe beber abundante agua.

-Tener hábitos alimenticios y nutricionales saludables.

-Conservar un peso adecuado.

-Realizar masajes en las mamas con aceites como el de granada.

-Realizar ejercicios.

Si realizas todos estos consejos, lograrás que esa flacidez de tus senos, desaparezca en un corto período de tiempo.