Ahora me explico por qué mi abuela colgaba eucalipto en ducha. Ahora lo hago yo y mi familia.

El eucalipto o eucaliptus, es una planta de hoja perenne, que pertenece a la familia de las mirtáceas. Existen aproximadamente unas 700 especies, la mayoría oriundas de Australia. Su nombre viene del griego, que significa “bien cubierto”, refiriéndose a sus semillas encapsuladas.

Este árbol tiene un rápido crecimiento y se encuentra actualmente, distribuido en gran parte del  mundo. Es muy usado en plantaciones forestales, para la industria de la madera y del papel, además en la obtención de productos químicos. Tiene una figura recta y puede llegar a medir hasta 60 mts. de altura.

El eucalipto es muy usado con fines terapéuticos. El aceite esencial extraído de las hojas es usado como descongestionante nasal y para combatir infecciones respiratorias. Se pueden preparar en forma de ungüento, infusiones, jarabes, pastillas. también se usa como repelente natural de mosquitos. Este aceite es también un tópico para tratar dolores musculares y de articulaciones y el herpes labial.

Son realmente innumerables e impresionantes los beneficios del eucalipto para la salud. Además de los beneficios que hemos enumerado, es muy eficaz para el tratamiento de la sinusitis, al actuar como descongestionante.

Propiedades y beneficios del eucalipto para nuestra salud.

– La planta de eucalipto, actúa como un eficaz antiséptico, antiespasmódico,  analgésico, diurético y expectorante.

– También actúa como antipirético.

– Sus propiedades ayudan a dilatar los bronquios, en enfermedades como la bronquitis.

– Se usa en el tratamiento de resfriados, gripe, bronquitis y fiebre.

– Usado en vaporización, ayuda a despejar las vías respiratorias.

– Reduce la temperatura corporal, por su efecto refrescante.

– Tiene propiedades bactericidas y antivirales. Estas cualidades lo hacen un  poderoso agente para el tratamiento de      herpes, sarampión y otras afecciones.

– Además actúa como estimulante cardíaco, hace muy bien inhalar el vapor de agua con hojas o semillas de eucalipto   para levantar el ánimo, para combatir el asma, la angustia, los altos niveles de presión arterial y la sensación de           ahogo.

¿Para qué poner eucalipto en la ducha?

Si colgamos ramas con hojas de eucalipto bajo la ducha cuando nos bañamos con agua caliente, se va a desprender     el aceite y el vapor de eucalipto, sirviendo para descongestionar las vías respiratorias y tratar eficazmente la                 sinusitis al limpiar las vías nasales.

Es hora de repetir esta buena idea de mi abuela. Hazlo por tu salud y podrás disfrutar de las maravillosas virtudes de esta planta.

Loading...
Loading...